Situaciones de uso de máquinas manipuladoras de troncos

Hace unos días vimos que las máquinas específicas para madera de Sennebogen son unas perfectas aliadas para la empresa porque mejoran la productividad, son más maniobrables y más seguras que una pala cargadora. Estas ventajas las hacen buenas elecciones en diferentes entornos de manipulación de troncos. Hoy explicaremos algunos ejemplos prácticos para ver cómo beneficiarte de sus características en diferentes situaciones.

Estando en un entorno natural como puede ser el bosque, la máquina necesitará adaptarse a un espacio más limitado de movimientos. Además, se le pueden incorporar varios implementos fácilmente intercambiables.

Los modelos 718 alcanzan 13m y realizan tareas de mantenimiento forestal y cortan los troncos que, por ejemplo, pueden complicar el paso en carreteras o caminos. Combinando esta altura con la elevación de la cabina de hasta 4,8m y con la estabilidad y fijación de las ruedas, podemos decir que son más seguros que otros sistemas en lugares que pueden ser de difícil maniobra.

Otro ejemplo son los modelos de Sennebogen que trabajan en aserraderos: son más compactos y necesitan menos espacio para maniobrar por lo que aprovechan mejor la zona disponible a su alrededor para el almacenaje de los troncos.

Un último ejemplo son las fábricas de papel o la industria de la celulosa. En estos casos es recomendable incorporar tráilers para reducir el número de viajes, aumentar la capacidad de carga y así hacer un uso más inteligente del carburante.

Como ves, Sennebogen tiene diferentes modelos para adaptarse al lugar de trabajo donde estará la máquina y a sus funciones. 

  

 

 

Información que puede ser de su interés:

- Una pala cargadora no es la mejor manipuladora de troncos

- Una Sennebogen 735 para el puero de Rostock (Alemania)

 

Utilizamos cookies para ayudar a proporcionarle la mejor experiencia posible en la web. Al utilizar este sitio, usted acepta el uso de cookies. Más información